La compañía condena este gesto, que va en contra de los principios y valores de una empresa de servicios públicos.

Un conductor de autobús fue captado en una grabación propinando una fuerte bofetada a un adolescente en las calles de París, Francia, argumentando que el joven había cruzado la calle de una forma imprudente y además lo había insultado.

Estas imágenes han abierto un gran debate en Francia pues muchas personas consideran excesiva la respuesta del conductor.

Las imágenes muestran a un grupo de jóvenes reunidos en una parada de autobús, cuando el conductor sale de su vehículo y se dirige enfurecido hacia uno de los chicos, dándole una cachetada.

Versiones del servicio de transporte francés afirman que el menor provocó que el chófer tuviera que frenar repentinamente y además le insultó, lo que desató la ira del trabajador, que tuvo que pedir disculpas públicas.

Como medida precautoria, el conductor fue suspendido y además le fue abierto un expediente disciplinario, pero tras la difusión del vídeo, sus compañeros lanzaron una campaña de apoyo y más de 300 mil personas han firmado una petición para impedir que se le multe.

Estos hechos ocurrieron la semana pasada pero la masiva reacción de apoyo en las redes sociales ha traspasado fronteras.

Por el momento, la empresa mantiene que es una actitud inaceptable.

La compañía condena este gesto, que va en contra de los principios y valores de una empresa de servicios públicos. El empleado fue recibido por la dirección central de autobuses para que diera una explicación y para indicarle la implementación de un procedimiento disciplinario”, escribieron.

EXCELSIOR

Anuncios

¿Qué te parece?