CIUDAD DE MÉXICO- Aunque la mayoría de los jóvenes desean estar al corriente en el mundo de la tecnología y tener el celular más nuevo, al contrario de lo que se pensaría, en ocasiones esto puede ser lo menos beneficioso.

De acuerdo con una prueba de fragilidad realizada por la compañía especializada en planes de protección de dispositivos móviles ‘Square Trade’,  el último smartphone lanzado por la tecnológica Apple, el iPhone X, es el dispositivo más frágil de todos los que han lanzado.

Afortunadamente, Cansel Yildirim, una joven estadounidense, tenía un iPhone 7 Plus cuando le ocurrió la pesadilla de todo millennial: se le cayó. Y no de una altura promedio, sino de aproximadamente 140 metros.

La chica se encontraba en la cima de una atracción mecánica en Orlando, Florida, y quiso grabar su experiencia, pero de un segundo al otro, su celular se le resbaló de las manos y se precipitó al suelo.

Contra todos los pronósticos, el dispositivo salió ileso del accidente, incluso continuó grabando y tras aterrizar, logró captar una bonita toma del juego a la distancia.

Como era de esperar, Cansel resultó tan sorprendida que publicó el video en su página de Facebook, asegurando que a pesar que el móvil estaba sin su funda protectora, el daño fue mínimo. Agradeció a Apple por “hacer tan bien su iPhone”.

¡Es realmente un milagro que a mi teléfono no le haya pasado nada, ya que no se rompió ni se fracturó en lo absoluto!”, escribió.

 

Advertisements
Anuncios

¿Qué te parece?