Según el Departamento de Salud no hay “riesgos para la salud, ni de seguridad, para los residentes de California”.

El desastre nuclear en la central japonesa de Fukushima del 2011 ha provocado el aumento de los niveles de partículas radiactivas en el vino de California (EE.UU.), revela un estudio de científicos franceses del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS, por sus siglas en inglés).

En el marco del estudio, los investigadores Michael S. Pravikoff y Christine Marquety Philippe Hubert analizaron una serie de vinos tintos y rosados californianos, producidos a partir de uvas cosechadas en el período del 2009 al 2012. Los científicos usaron la espectrometría gamma de fondo bajo para medir la cantidad de partículas radiactivas en las muestras.

Japón reabrirá una central nuclear afectada por el desastre de 2011
El análisis mostró que en los vinos cosechados después de la catástrofe nuclear en Japón se ha elevado el porcentaje del cesio-137, un isótopo radiactivo del cesio que se forma principalmente en fisión nuclear.

Al mismo tiempo, Pavikoff en una entrevista con The New York Times explicó que a pesar de la presencia de este isótopo radioactivo en los vinos estudiados de California, su porcentaje no es lo bastante alto para representar una amenaza para la salud. La concentración de partículas radiactivas en estos vinos es “muy baja, muy por debajo de la radioactividad natural que existe en todo el mundo”.

Por su parte, el representante del Departamento de Salud de California, Corey Egel, en relación con el reciente estudio, declaró que no existen “riesgos para la salud, ni de seguridad, para los residentes de California”. “Y este estudio no cambia este hecho”, cita el periódico al funcionario.

Asimismo, el diario recordó que la Organización Mundial de la Salud había declarado que después del accidente nuclear en Fukushima los niveles de las partículas radiactivas en los alimentos y bebidas fuera de Japón son bajos y no representan una amenaza para la salud pública.

Redacción RT

Anuncios

¿Qué te parece?