METEPEC, México, 9 de Febrero del 2018 (Agencia MVT).- En lo que va del presente año (enero y febrero) un total de cinco gimnasios han sido asaltados en Metepec, y a pesar de que policías municipales capturaron por lo menos a dos presuntos implicados, éstos podrían salir libres porque los agentes del Ministerio Público que conocen de los casos les han dado facilidades para evadir su presunta responsabilidad.

Así lo señaló uno de los propietarios de estos gimnasios, cuyo establecimiento fue asaltado apenas el miércoles de esta semana en la colonia San Salvador Tizatlali, cuando unas 20 personas aproximadamente realizaban sus rutinas de ejercicio.

“Llegaron como a las 18:45, poco antes de las 7 de la noche, cuatro tipos armados, uno con metralleta y los otros con armas de fuego cortas, amenazaron a la empleada de la recepción, luego a todos los clientes, a uno de ellos incluso lo golpearon, le dieron un golpe con una pistola en la cabeza; se llevaron todo: celulares, carteras, maletas, llaves de autos, y aunque no se llevaron ningún auto, si se llevaron las llaves que ahora cuestan hasta 5 mil pesos”, relató el afectado.

Comentó que se solicitó ayuda a la policía municipal de Metepec, cuyos elementos llegaron de inmediato, a grado tal que alcanzaron a uno de los dos vehículos en los que escaparon los ladrones, los detuvieron y presentaron al Ministerio Público, en la Fiscalía Regional de Metepec.

“Lo extraño es que cuando llegamos a la Fiscalía, al Ministerio Público, ya los estaban esperando familiares y hasta sus abogados, que de inmediato se pusieron a alegar para tratar de liberarlos”, detalló.

El propietario del último gimnasio asaltado comentó que como el asunto se hizo público en redes sociales, propietarios de otros establecimientos similares que también sufrieron asaltos recientemente los contactaron y les pidieron unirse para exigir se haga justicia y se castigue a los responsables.

Señaló que por lo menos cinco clientes de su gimnasio ya se presentaron a declarar en contra de los detenidos, a quienes reconocen plenamente como quienes se apoderaron por la fuerza de sus pertenencias, a punta de pistola; sin embargo, debido a que en el auto que fueron detenidos no se localizaron pertenencias ni el dinero sustraído en la caja del negocio, éstos podrían salir libres porque, según el Ministerio Público, no hay pruebas en su contra.

Detalló que los mismos delincuentes, una vez que habían despojado a los clientes de sus pertenencias, comenzaron a jalar los cables de las cámaras del sistema de monitoreo, hasta que encontraron la caja de grabación, la cual arrancaron, destruyeron a golpes y patadas y luego se llevaron los restos, pues saben que el la mejor forma de inculparlos.

Relató además que el jueves se localizó el otro automóvil implicado en el asalto, donde sí había algunos restos de las pertenencias de los clientes del gimnasio, además de restos de la caja de grabación que destruyeron y se llevaron, pero esas evidencias no están siendo tomadas en cuenta por el Ministerio Público, debido a que el auto es diferente al que utilizaban los dos sujetos que sí fueron detenidos.

Seguir leyendo Agencia MVT

Anuncios

¿Qué te parece?