Francisco Javier Hernández Gómez, alias “Pancho Cayagua”, uno de los fundadores del grupo delictivo La Unión Tepito, presuntamente fue asesinado en el estacionamiento de la Comercial Mexicana de Indios Verdes, tras ser perseguido por hombres armados a bordo de dos motocicletas.

Los reportes indican que el hombre que fue asesinado en la delegación Gustavo A. Madero recibió cuatro impactos de bala, de 15 que le disapararon, y falleció dentro de su vehículo, un Renault Fluence, con placas del Estado de México.

De acuerdo con informes de la Secretaría de Seguridad Pública, el automovilista de 43 años de edad fue perseguido por al menos siete hombres a bordo de motocicletas desde que salió de su casa en la colonia Lindavista. Cuando los hombres comenzaron a disparar, el sujeto trató de escapar e ingresó al estacionamiento.

El sujeto estaba acompañado de una mujer, quien fue trasladada a un hospital tras resultar herida en el enfrentamiento. Más tarde, la lesionada afirmó ser la esposa de “Pancho Cayagua”.

Javier Hernández Gómez, fue detenido en agosto del año pasado con base en una orden de aprehensión por un doble homicidio cometido en septiembre de 2005 en la colonia Morelos.

Estuvo internado hasta el 31 de enero en el Módulo Diamante de Alta Seguridad, del Centro de Reinserción Social Varonil de Santa Martha Acatitla, luego de que el Juez 21 Penal del Reclusorio Oriente, lo absolvió del delito de homicidio agravado, por falta de pruebas.

Junto con su hermano Armando, “El Ostión”, “Pancho Cayagua” presuntamente fundó el grupo delictivo La Unión en el 2009, que inició “vendiendo” protección a comerciantes del Barrio Bravo, aprovechando que ya controlaban parte de la venta de droga en esa zona.

Hace unos meses, en un video difundido a través de redes sociales, vecinos lo señalaron como presunto responsable de varios crímenes y extorsiones a comerciantes.

Pancho Cayagua ya había sido detenido en el 2012 pero obtuvo su libertad al no comprobársele los homicidios de los que lo acusaban.

Su hermano fue detenido en julio de 2013 como parte de las pesquisas del caso Heaven. Después de estar arraigado fue entregado al Ministerio Público Federal que lo consignó al penal federal de máxima seguridad de El Rincón, en Tepic, Nayarit.

Hernández Gómez había sido detenido el 16 de agosto del año pasado, pues se le relacionaba con al menos seis investigaciones por los delitos de homicidio, venta de drogas al menudeo y portación de armas de fuego de uso exclusivo del Ejército.

Días después, el 22 de agosto, un juez penal le dictó auto de formal prisión por el homicidio de dos hombres en 2015, y fue internado en el módulo de máxima seguridad el Diamante, ubicado en el penal de Santa Martha Acatitla. Sin embargo, en febrero de este año otro juez lo absolvió por falta de pruebas.

Pancho Cayagua también era investigado por actividades de extorsión en contra de los comerciantes de la zona centro, Tepito y restaurantes del corredor Roma-Condesa. Y se le señalaba por la venta de pastillas psicotrópicas y marihuana en la Cuauhtémoc, Venustiano Carranza, Gustavo A. Madero e Iztapalapa.

Redacción El Universal

Advertisements