En la grabación se puede observar como el perro muerde a otro más pequeño y a su dueño

Ciudad de México.- A través de redes sociales, un usuario de Facebook identificado como Matthew denunció haber sido víctima de un ataque por parte de un perro pitbull. El hecho: su mascota, Scott, un perro de raza maltés, recibió una mordida en el rostro, por lo que tuvo que ser hospitzalizado.

Los hechos ocurrieron el 4 de agosto, en la calle Ignacio Mariscal de la colonia Tabacalera, en la delegación Cuauhtémoc.

Como puede verse en una grabación, Matthew barría la banqueta de su casa, a su lado se encontraba el pequeño Scott.

Matthew no dudó ni un segundo y se lanzó a defender a su mascota. En el acto, también resultó mordido del pecho y de la mano. Incluso una moto de su propiedad resultó dañada al tropezarse en el forcejeo.

En el video, se ve al dueño del pitbull interceder en la pelea.

Cuando los perros son separados, el maltés entra a su domicilio y Matthew discute con el dueño del pitbull, quien, según la publicación de Facebook del afectado, intentó justificar el actuar de su animal:

“Como pueden apreciar en el vídeo, el dueño de este pitbull, aparte de ponerse alterado, de justificar lo injustificable, no se ha responsabilizado por los gastos, ni da su cara”.

En entrevista con la agencia de noticias Quadratín, el denunciante declaró:

“una vez más la inconsciencia y la irresponsabilidad de estas bestias humanas que preparan a estos animales para el ataque y a pesar de ello, los traen sueltos sin correa y sin bozal, siendo un constante peligro para cualquier persona o animal que se cruce en su camino.”

En el video, puede a verse a Matthew tomando un garrote, sin embargo, el hombre indicó que “su amor por los caninos” evitó que con éste golpeara al pitbull, pues piensa que la culpa no es del animal, sino de los dueños y la forma de educar a sus mascotas.

Luego del ataque, Matthew solicitó el apoyo de la policía, sin embargo, cuando uniformados llegaron, el dueño del pitbull ya se había encerrado en su domicilio, por lo que las autoridades no pudieron hacer más.

Scott, la mascota víctima inmediatamente fue hospitalizada y se puso bajo observación, pues afortunadamente la mordida del pitbull no llegó al ojo o, en el peor de los casos, a la yugular.

En una publicación posterior, el afectado aseguró que acudió al domicilio en el que presuntamente vive el dueño del perro agresor, sin embargo, indicó en Facebook, nadie le dio datos del joven e incluso un cuñado le informó que es judicial “y se encargó de dejarme ver que portaba un arma, no sé si con la intención de amedrentarme o qué”.

En rede sociales, el denunciante compartió imágenes de la operación a su mascota.

Redacción El Debate /Publicada el 08/08/2017 – 15:35 HS

Advertisements