Una mujer de 23 años murió hoy en el estado venezolano de Táchira (oeste), limítrofe con Colombia, al recibir un disparo cerca de una manifestación antigubernamental que se tornó violenta, informó el Ministerio Público (MP, Fiscalía) del país caribeño.

Mediante un comunicado el MP indicó que la víctima respondía al nombre de Paola Andreína Ramírez Gómez y “transitaba” por la plaza San Carlos de la ciudad de San Cristóbal, capital de la entidad, “cuando recibió un disparo que le ocasionó la muerte”.

Un periodista presente en el lugar de los hechos explicó a Efe que la mujer no participaba en la manifestación sino que “estaba a cuatro cuadras de la protesta y se resguardó en la plaza junto a otras personas cuando empezaron las refriegas”.

La misma fuente explicó que, según testigos, la víctima decidió salir de la plaza varios minutos después y que un grupo de supuestos civiles armados, que había actuado contra la manifestación cercana, le disparó “a quemarropa y sin mediar palabras”.

El gobernador opositor y dos veces candidato presidencial, Henrique Capriles, se refirió a este hecho a través de su cuenta en la red social Twitter donde compartió una nota al respecto y agregó: “Allí está la respuesta de” Maduro: “matar venezolanos”.

Ramírez es la segunda persona que fallece durante hechos violentos ocurridos en medio de las protestas convocadas para este miércoles por la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) en Caracas y el resto del país.

El joven Carlos José Moreno, de 17 años, recibió un disparo de bala en la cabeza cuando se encontraba en el lugar de una de las concentraciones opositoras en el centro de la capital venezolana y murió en la clínica en la que había ingresado.

“A las 11.00 de la mañana (15.00 GMT), el joven Carlos Moreno recibió un disparo en la cabeza, por lo que de inmediato fue trasladado al Hospital de Clínicas Caracas en San Bernardino, donde fue intervenido quirúrgicamente” y posteriormente falleció, indicó el MP en un comunicado.

El organismo designó a uno de sus fiscales para comenzar las investigaciones y anunció que trabajará con el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas para determinar responsabilidades.

Por su parte, el hermano de la víctima, Melvin Sojo, declaró a periodistas que el fallecido era estudiante de economía y estaba de paso por la manifestación pues había salido de su casa, para cruzar Caracas de oeste a este, y participar en un partido de fútbol.

“Hay una versión de que en esa concentración, llegaron unos sujetos a bordo de una moto de la cual se bajó el parrillero (pasajero) y estaba escondido detrás de un container de basura, el cual lanzó varios disparos y las personas corrieron, pero él no tuvo esa velocidad”, explicó.

Esta movilización del centro de Caracas era una de las 26 de las convocadas por la oposición en la capital con la idea de que finalmente se unieran en una gran marcha que caminaría hasta la sede principal de la Defensoría del Pueblo, ubicada cerca del lugar del suceso.

Las manifestaciones se producen cuando ya han transcurrido casi tres semanas de protestas antigubernamentales de calle que han dejado al menos ocho muertos -entre ellos un agente policial- decenas de heridos y más de 500 detenidos, de los que más de 200 se mantienen privados de libertad, según balances de la oposición y de la ONG Foro Penal Venezolano.

Con información El Pulso