Tan solo en Mercado Libre, se venden ejemplares de mastín tibetano hasta en 140 mil pesos, o de bulldog inglés, de cinco mil a 35 mil pesos

CIUDAD DE MÉXICO.

De enero de 2015 a febrero de este año, las autoridades han abierto 232 investigaciones por robo de animales en la Ciudad de México, un delito que de acuerdo con legisladores y activistas es poco denunciado, pero doloroso para quienes lo sufren y aman a sus mascotas.

Ante eso, surge la necesidad de crear un registro obligatorio de mascotas en la ciudad –pues actualmente es voluntario- fomentar una cultura de denuncia entre la población y mejor capacitación a los servidores públicos que reciben las denuncias.

Estadísticas de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México demuestran un incremento en los casos, pues mientras en 2015 se abrieron 109 investigaciones por robo de animales, en 2016 hubo 115 y hasta el término de febrero del año en curso se habían iniciado 18.

Tlalpan es la delegación en que más investigaciones se han abierto desde 2015 con 36, 21 de ellas en 2015 y 14 en 2016; le sigue Iztapalapa con 34 acumuladas, nueve abiertas en 2015 y 22 en 2016, mientras que la tercera con mayor incidencia es Cuauhtémoc con 26 acumuladas.

Es delicado, ha proliferado en los últimos años, sobre todo se roban mascotas de raza porque su precio se ha elevado y no existe un registro obligatorio”, alertó José Luis Carranza, fundador del Frente Ciudadano Pro Derecho Animal (Frecda).

En Mercado Libre, por ejemplo, se venden ejemplares de mastín tibetano hasta en 140 mil pesos, o de bulldog inglés, de cinco mil a 35 mil pesos.

Cualquiera se puede robar un perro y después revenderlo, y es muy difícil que pueda recibir una sanción pues al no existir registro obligatorio no hay una manera fidedigna de comprobar (…) es como si un auto estuviera sin placas”, agregó el activista.

Señaló también la necesidad de revisiones y controles más estrictos en mercados como el de Sonora, Mixhuca, y Pericoapa, y mejor regulación contra criaderos clandestinos.

La diputada local Rebeca Peralta – quien ha llevado el tema ante la Asamblea Legislativa del Distrito Federal- afirmó que las razas más robadas en la capital son pomeriano, chihuahua, schnauzer, rottweiler, bull terri inglés, labrador, maltés y el husky siberiano.

Alertó de la existencia de grupos organizados dedicados dicho ilícito, quienes incluso utilizan la violencia y “secuestran” principalmente cachorros de raza para pedir un rescate que va de tres mil a 10 mil pesos.

Es un tema de extorsión y de robo, agregó, pues legalmente no se considera secuestro, pero es un tema que va en aumento, y debe hacerse visible, alertó.

La gente no tienen la cultura de hacer la denuncia, creen que si denuncia nada va a suceder, sienten que si no les hacen caso por otros delitos, menos por un perro”, lamentó.

 

Advertisements