El presidente de EU afirma que su país tomará acciones unilaterales contra el régimen de Kim Jong Un en caso de que Pekín no ejerza su influencia sobre Pyongyang

El presidente Donald Trump advirtió hoy que Estados Unidos tomará acciones unilaterales para confrontar la amenaza nuclear del régimen de Corea del Norte si China no ejerce influencia sobre su aliado para que desista de su programa de misiles.

El mandatario estadunidense pareció igualmente condicionar el mejor éxito de las pláticas comerciales entre su gobierno y Pekín a una favorable resolución por parte de este último, de lo que calificó como “el problema norcoreano”.

Corea del Norte está buscando problemas. Si China decide ayudar, eso sería excelente. Si no, nosotros vamos a resolver el problema sin ellos!”, advirtió esta mañana Trump en un mensaje en su cuenta personal de la red Twitter.

Tensión militar

La advertencia se produjo en momentos en que Estados Unidos ha respondido al aumento de las tensiones en la península coreana con el envío días atrás a esas aguas del portaviones USS Carl Vinson, escoltado por un crucero y dos destructores.

El despliegue militar generó una respuesta del régimen de Pyongyang, que la noche del lunes advirtió que responderá con “cualquier método que Estados Unidos quiera” ante “irresponsables actos de agresión”.

Trump consideró que la resolución de esta nueva crisis, que escaló tras la decisión de Pyongyang de conducir en semanas recientes pruebas con misiles con capacidad nuclear, tendrá un efecto en las pláticas comerciales entre Washington y Beijing.

Yo le expliqué al presidente de China que el acuerdo comercial con Estados Unidos sería mucho mejor para ellos si resuelven el problema norcoreano”, dijo en un primer mensaje.

La semana pasada Trump celebró en su retiro veraniego de Mar-a-Lago en Florida un encuentro de dos días con el presidente de China, Xi Jinping, con quien discutió una amplia gama de temas de seguridad y económicos.

Al final del encuentro Estados Unidos dio a conocer que ambas partes acordaron un plan de 100 días para abordar aspectos como el desequilibrio en la balanza comercial, uno de los males que el presidente prometió resolver como candidato presidencial.

El encuentro de la semana pasada pareció disipar la hostilidad mostrada por Trump durante la campaña, en la que acusó a China de “violar” a Estados Unidos debido al enorme déficit comercial, que el año pasado alcanzó los 347 mil millones de dólares.

Con información de Notimex