Se tomó una foto junto a una cobra y fue la última de su vida.

Un turista falleció recientemente en la localidad india de Jodhpur tras ser mordido en el rostro por una cobra con la que quiso posar para una fotografía, informó el diario británico Daily Mail.

La picadura del animal ocurrió en fragmentos de segundo.

En un suceso captado en video, el viajero parece no darse cuenta del momento en que la serpiente lo ataca y continúa mirando a la cámara, esperando la foto.

El hombre se limita a tocarse la cara con la mano y al parecer observa rastros de sangre en ella, pero permanece en calma, mientras el domador de la serpiente manipula al reptil sin inmutarse.

Sin embargo, el veneno ya corría por sus venas.

De acuerdo con el reporte, el hombre perdió la consciencia minutos después y, en lugar de haber sido trasladado a un hospital, fue llevado con un curandero local.

Pero, según testigos, falleció en menos de una hora.