Ante los actos de saqueo que ocurrieron al inicio de 2017, empresarios mexiquenses temen que la situación se repita, derivada de cualquier decisión que asuma el gobierno y que no sea del agrado de la población, lo que afectará directamente al sector que genera los empleos.

Francisco Cuevas Dobarganes, presidente de la Unión Industrial del Estado de México (Unidem), aseveró que al interior de la sociedad permeó un clima de impunidad, luego de la lenta respuesta de las autoridades para evitar estos ilícitos, por lo que esto podría generar que, cuando pase algo raro o en lo que no esté de acuerdo la sociedad, se repliquen estas conductas.

Cuando ves a cuántos agarraron y cuántos se quedarán en la cárcel, ves que hay un clima de impunidad y esto va a generar que cuando pase algo raro o turbio vuelva a haber ese tipo de actos. En los países en guerra, las cosas pasan cuando el gobierno no tiene mano firme, lo que lleva a algunos a cometer actos peores y no sólo actos de rapiña, robos a casa-habitación, homicidio, violación. Ese es el miedo que tenemos”, afirmó.

Cuevas Dobarganes pidió a los tres órdenes de gobierno que, en el corto plazo, establezcan algunos protocolos de actuación para que, en caso de que se repitan estos acontecimientos, se pueda actuar y se evite afectar a diversos sectores de la población.

A nosotros decepcionó el hecho de que el Ejército no se haya metido, es cierto que las pérdidas no fueron para el gobierno, sino para tiendas afiliadas a la ANTAD (Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales), pero pensamos que el gobierno iba a actuar y no lo hizo”, dijo.

El presidente de la Unidem destacó que estos actos sí pusieron en riesgo la seguridad nacional y han sido detonantes en otras entidades para generar una crisis, ante la falta de acciones concretas que deben tomarse, siempre velando y cuidando que no se violen los derechos humanos.

Advertisements

¿Qué te parece?