Xalapa, Veracruz. El gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares, informó que su administración investiga el suministro de agua destilada en lugar de quimioterapias a niños con cáncer, durante el gobierno de Javier Duarte de Ochoa.

En conferencia de prensa, dijo que como parte de las investigaciones que lleva acabo para detectar el uso de medicamentos clonados, “tenemos el resultado de un laboratorio que determinó que un medicamento que se administraba a niños en quimioterapia, no era un medicamento, era un compuesto inerte, agua destilada”.

“Eso me parece un pecado brutal, un atentado contra la vida de los niños, se está terminando de analizar, y en su momento se presentarán las denuncias”, dijo el mandatario.

En conferencia de prensa, Yunes Linares dijo que al llegar al gobierno detectó millones de pesos en medicamentos caducos, que estaban resguardados en bodegas.

“Estamos investigando si el gobierno (de Javier Duarte) compró el medicamento ya caduco, o si lo mantuvieron embodegados hasta que venció su caducidad”.

Redacción La Jornada 

Advertisements