Ya son 94 años de vida de Stan Lee. A simple vista, el genio geek que tuvo la increíble idea de crear a un trepamuros neoyorquino, a una demoledora bestia producto de los rayos gamma y a los mutantes que siguen en la lucha de la igualdad, parece un hombre completamente saludable, pero no es tan así. Como a todo ser humano, el paso del tiempo ha deteriorado su cuerpo.

“Mi vista ha empeorado y ya no puedo leer cómics. El impreso es muy pequeño y no sólo es con las historietas, el periódico y los libros también me son imposibles. He perdido la lectura al 100% y es mi mayor pérdida”, dijo a principios de año para RadioTimes.

Sus palabras quebraron a cualquier lector, sin importar la edad, nadie estuvo preparado para ese momento. Es más, el mundo no está listo para que Stan Lee deje de existir porque ¿qué será de la industria de la historieta, Marvel Cómics, sin el padre de Spider-Man, Hulk, X-Men, Los Cuatro Fantasticos, Iron Man, Dr. Strange, Daredevil y Thor? Nadie conoce la respuesta, pero afortunadamente sigue gritando su latiguillo: “¡Excélsior!”.

Hoy, en su cumpleaños, el mejor regalo que un lector puede darle al escritor y autorregalarse es una entrada para la Conque 2017, la veterana conveción comiquera que se realizará en Querétaro el 5, 6 y 7 de mayo en el Centro de Congresos del estado.

32 cameos en cintas de Marvel y 2 en series de la franquicia en TV

Puede que sea la última vez que Stan Lee visite México, pues recientemente la New York Comic Con anunció que 2016 marcó la última participación de The Man en su cartel estelar por cuestiones de salud y que su circuito de convenciones se reducirá durante el próximo año.

A través de la página oficial del evento se dieron a conocer paquetes para que los comiqueros disfruten una experiencia obligada para los amantes de las viñetas superpoderosas: dos mil 500 pesos por obtener fotógrafia y autógrafo por separado; tres mil 500 por un desayuno de 60 minutos junto al escritor y cuatro mil por un pase VIP con acceso a su conferencia y mercancía de edición limitada.

Nació bajo el nombre de Stanley Martin Lieber, hijo de padres judios inmigrantes, que se cambió el nombre por pena de que la sociedad se enterara que era escritor de historietas, una profesión odiada en la década de los 30 del siglo pasado.

Y obviamente jamás imaginó que décadas después gritaría el tener el mejor trabajo del mundo, que inspiró a realizar adaptaciones cinematográficas en el siglo 21 capaces de rendir tributo al 100% a los personajes que logró crear y, más importante, los vería desarrollar sus habilidades sin contratiempos como sucedió con Ant-Man.

“Hablé con él un par de veces sobre Ant-Man. Me contó que estaba contento por la película porque en el universo cinematográfico puedes hacer cosas que no puedes reflejar en las historietas, pues todo lo que piensas se tenía que dibujar en un panel.

“Ant-Man era un hombre de tamaño normal dentro del recuadro por lo que nunca pudo reflejar lo realmente pequeño que podía encogerse, sólo se podía dibujar cosas alrededor que fueran más gigantes de lo que él era. La escala jamás se sobrepasó en los cómics y, en la película, fue posible por la tecnología. Él está feliz y creo que los fans podrán ver la visión que él tenía del personaje”, dijo Paul Rudd a Excélsior previo al estreno de la cinta que protagonizó.

Este año tuvo la fortuna de ver debutar a su hijo Dr. Strange, presenció el enfrentamiento entre Capitán América y Iron Man en Guerra Civil. Sin embargo, lo mejor está por venir. Stan Lee no puede aguantar las ganas de ver en 2017 Guardianes de la Galaxia 2, Spider-Man: Homecoming y Thor: Ragnarok.

El que no pueda leer no quiere decir que ya dejó de escribir, pues ahora está trabajando en una nueva serie llamada Backchannel, que se concentra en la vida de Tom Tanner, un genio de la ingenieria con poderes mentales de hackeo y en busca de rescatar a su papá. Se prevé que la serie se estrene en primavera de 2017 a través de LINE Webtoon, una plataforma digital de cómics.

¡EXCÉLSIOR!

La historia detrás de su característico latiguillo se remonta a los tiempos en los que Stan Lee respondía cartas de sus lectores, siempre acostumbraba a despedirse con frases peculiares y graciosas, pero DC Cómics comenzó a copiarle.

Así que aplicó “Excélsior” al extraerlo del escudo de Nueva York, de donde es originario y desarrolla muchas de sus historias.

Stanley Martin Lieber

  • Nació el 28 de diciembre de 1922 en Nueva York, Estados Unidos.
  • Hijo de padres romanos inmigrantes Jack y Celia Lieber.

  • Fue inducido al Salón de la Fama Will Eisner y Jack Kirby en 1994 y 95, consecutivamente.

  • Recibió la Medalla Nacional de las Artes en 2008.

  • Es fan de Stephen King, Arthur Conan Doyle y Charles Dickens.

  • Casado con Joan Lee, con quien concibió a su hija Joan Celia Lee.

Redacción Excélsior 

Advertisements

¿Qué te parece?