Arlington, Texas— Dez Bryant logró dos recepciones de anotación e incluso se dio el lujo de lanzar el primer pase para touchdowns en su vida, para que los Vaqueros de Dallas apabullaran anoche 42-21 a los Lions de Detroit.

Además, Ezekiel Elliott corrió por dos anotaciones y lois Vaqueros evitaron que Detroit asegurara un lugar en los playoffs.

Con la ventaja de jugar en casa durante los playoffs ya asegurada, los Vaqueros (13-2) no bajaron la guardia en su séptima victoria consecutiva en casa, al mismo tiempo que igualaban su récord de franquicia en victorias, el cual alcanzaron en otras dos ocasiones (1992 y 2007).

La más grande señal de que estaban tomando las cosas muy en serio en este partido, fue en el tercer cuarto, cuando Bryant capturó un pase de parte de Dak Prescott y protegió el balón como si planeara correr antes de erguirse y lanzar el balón en corto a Jason Witten para una fácil anotación de 10 yardas e imponer una ventaja de 35 a 21.

Witten, el ala cerrada con una carrera de 14 años, hizo la seña de la “X” con la que Bryant suele celebrar una anotación, al mismo tiempo que el exuberante receptor hacía la misma señal en su dirección tras el touchdown.

El mariscal de Detroit, Matthew Stafford, volvió a perder en una visita a su ciudad natal, tras una derrota por el comodín hace dos años.

Aunque los Leones (9-6) echaron a perder su oportunidad de asegurar un lugar en los playoffs con su segunda derrota consecutiva tras cinco victorias al hilo, aún tienen control de su destino en la postemporada. Detroit jugará contra Green Bay (9-6) por el título de la NFC del Norte el domingo en un partido de cierre de temporada.

Elliott, el líder en acarreos de la NFL, consiguió un touchdown en una corrida de 55 yardas en la primera mitad y terminó con 80 yardas en 12 acarreos. Lleva 15 touchdowns por tierra, dos por detrás de LeGarrette Blount de Nueva Inglaterra.

La sensación de primer año, conocido como “Zeke”, a quien le faltan 177 yardas para alcanzar el récord del novato de 33 años, Eric Dickerson de mil 808 yardas en acarreos, estuvo a punto de ser superado por Zach Zenner de Detroit.

El poco conocido corredor en su segundo año de carrera, salido de South Dakota State, quien reemplazaba a Theo Riddick, quien se tuvo que quedar en la banca por su tercer partido consecutivo debido a una muñeca lesionada, impuso un récord de carrera de 64 yardas y dos touchdowns al llegar al medio tiempo. Pero la participación de Zenner fue opacada en la segunda mitad, terminando con 67 yardas.

Stafford consiguió un touchdown al lanzarse desde la yarda uno hacia la zona de anotación, pero fue derribado en cuatro ocasiones. Quedó en 26 de 46 pases por 260 yardas, incluyendo una intercepción con la que se colocó el touchdown de una yarda de Elliott a comienzos del tercer cuarto para conseguir un desempate de 21 al llegar al medio tiempo.
l
Prescott empató el récord de Ben Roethlisberger del 2004 con la mayor cantidad de victorias por un mariscal novato en la era del Super Bowl al llegar a los 13 partidos ganados. Quedó en 15 de 20 pases por 212 yardas con tres touchdowns, incluyendo la captura de 25 yardas de Bryant en la zona de anotación cuando reclamó que había habido una interferencia de pase cometida por Johnson Bademosi.

Redacción AP

Advertisements

¿Qué te parece?