El 17 de noviembre de 2015, Charlie Sheen confesó a través del show Today que tenía VIH, enfermedad que le fue diagnosticada desde 2011.

Ahora, de acuerdo a información del Daily Mail, el actor de Two and a Half Men, confirmó que, gracias a un tratamiento experimental, logró suprimir el virus del VIH en su sistema y ahora es indetectable en los análisis de sangre.
Sheen se unió a un experimento clínico de la compañía CytoDyn a principios del 2016, donde le inyectaron una droga llamada PRO-140, la cual tiene la finalidad de suprimir el virus; algo que muy pocas personas infectadas con este virus logran a través de varias dosis de medicamentos al día. 
Es increíble. Personalmente, pienso en cómo me sentía ese día y como me siento ahora. Wow. Hablando de transformaciones. Un minuto estás en el camino de la perdición y en después estás en el de la providencia. Es increíble.
Creí que estaría con el coctel de pastillas por siempre, pero véanme ahora.
Estoy muy agradecido con los genios de CytoDyn por desarrollar esto y encontrarme.
La inyección de PRO-140 solo se da una vez a la semana y contiene un anticuerpo, a diferencia de otros medicamentos con químicos sintéticos. Lo que este medicamento hace es que protege las células del sistema inmunológico adhiriendose a al receptor de proteínas, por lo que el VIH no puede entrar a la célula e infectarla. 
De acuerdo a información de CytoDyn al Daily Mail, esta medicina puede reducir la cantidad de VIH en el cuerpo, aunque no funciona para todas las clases de este virus, solamente para aquellos infectados con R5. (El 70% de la población con VIH tienen R5, por lo que esto significaría un gran avance médico).
De acuerdo al médico de Sheen, el Dr. Nader Pourhassan y director de CytoDyn, en las últimas pruebas realizadas al actor, en su sangre no apareció el virus, por lo que fue ‘suprimido’ de su cuerpo, aunque esto NO significa que la enfermedad haya sido eliminada, sino que por el momento no se propagará ni es una amenaza para su salud.
SUPRESIÓN DEL VIH.
Varias investigaciones médicas apuntan que cuando el virus llega a estos niveles indetectables en estudios, es prácticamente imposible que se transmita la enfermedad.
Si el virus se encuentra en la fase de ‘supresión durable’, no contagiarán a su pareja. Voy a decir esto otra vez, para alguien que este con una pareja, si la persona con VIH tiene supresión del virus desde hace mucho tiempo, significa que el virus ya no está en su sistema, desde hace muchos meses, así que su chance de contagiarse de VIH es cero.

Si esa persona [la infectada] deja de tomar la terapia por dos semanas y resurge, la oportunidad de contagio crece.
Por eso hablamos de supresión viral durable.
Mientras seas constante con el tratamiento, seguirás en estado de supresión. Ese el mensaje’, confirmó el Dr. Carl Dieffnbach, director de la división de SIDa en el Instituto Nacional de Salud.
Con estas nuevas investigaciones se espera quitar el estigma que yace sobre las personas que tienen VIH, y también crear conciencia entre la población mundial respecto a su salud y la importancia de evitar cualquier contagio, ya sea por vía sexual, pre natal u otras.

 Fuente: Excélsior 

Advertisements