Ciudad de México. Gracias a una denuncia ciudadana personal de la Procuraduría General de la República (PGR), la Policía Federal y efectivos del Ejército mexicano, rescataron a 81 personas que estaban en condiciones de esclavitud en un rancho productor de tomate, en el estado de Coahuila. En la propiedad existía una tienda de raya para los trabajadores agrícolas.

El Ministerio Público Federal informó que la Subprocuraduría de Control Regional de Procedimientos Penales y Amparo (Scrppa), cumplimentó una orden de cateo obsequiada por el juez segundo de distrito, adscrito al Centro de Justicia Penal Federal en el estado de Coahuila, y al dar seguimiento a una denuncia ciudadana se corroboró que decenas de personas eran tratadas en condiciones de esclavitud en el rancho ‘Nidia Edith’, que se localiza en la carretera antigua a San Pedro de las Colinas.

De acuerdo con el contenido de la carpeta de investigación, en el rancho “se encontraban personas en condiciones laborales irregulares e infrahumanas en el cultivo de jitomate, incluso contando con tienda de raya”.

Las autoridades rescataron a 68 hombres y 13 mujeres originarias de diversos estados de la República, quienes quedaron bajo resguardo del Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, en tanto que el Ministerio Público Federal aseguró el inmueble y detuvo a siete personas, entre ellas el responsable del rancho.

El agente del Ministerio Público de la Federación inició la carpeta de investigación por el delito de trata de personas en su modalidad de explotación laboral, en contra de quien o quienes resulten responsables.

Redacción La Jornada 

Advertisements