ITALIA, (Agencias)- Aunque es poco frecuente que se presente, existe una condición llamada ‘Penis Captivus’, en la cual la vagina se contrae a tal grado que ‘atrapa’ al pene haciendo difícil retirarlo del órgano sexual femenino.
A una pareja que se encontraba derrochando pasión en una playa de San Giorgio (en la provincia de Fermo, Las Marcas) le sucedió, el miembro del joven quedó atrapado por la vagina de su amante, y no les quedó más remedio que pedir auxilio para poder separarse.
Un bañista que deambulaba por la playa les prestó una toalla para que pudieran cubrir sus partes, mientras resolvían la situación.
Tiempo después llegaron rescatistas y hasta paramédicos quienes auxiliaron a la pareja, pero se los tuvieron que llevar de la playa, luego le inyectaron un relajante muscular a la mujer para que el pene pudiera por fin salir.
Desafortunadamente la pareja fue observada por varios bañistas y su historia hoy se encuentra ya en la red de redes.  

Fuente: UniMexicali

Advertisements