TOLUCA, Méx. (OEM-Informex).- La Plaza de los Mártires de la ciudad de Toluca albergará del 5 de noviembre al 7 de enero, la réplica de la Capilla Sixtina, donde a través de 2 millones 700 mil fotografías, los visitantes podrán admirar de forma gratuita esta obra de arte cumbre del Renacimiento, cuyo original se encuentra en El Vaticano.

En conferencia de prensa, Felipe González Solano, director general de Patrimonio y Servicios Culturales de la Secretaría de Cultura estatal, indicó que una de las metas de esta dependencia es acercar obras de arte de fama mundial a los mexiquenses y, en este caso, lo podrán hacer a partir de las 10:00 horas del próximo sábado, cuando la Capilla Sixtina abra sus puertas a los habitantes del Valle de Toluca.
Asimismo, explicó que para llevar un control de las visitas se otorgarán boletos gratuitos mediante un registro previo en la página de Internet www.sixtinaenmexico.com, y para quienes no tengan acceso a este medio, también se entregarán boletos en las taquillas ubicadas en las afueras de este espacio, mientras que los horarios serán de martes a domingo, de 10:00 a 18:00 horas.
Por su parte, el coordinador del proyecto “Capilla Sixtina en México”, Antonio Berumen, explicó que ésta es la primera ocasión que el Estado Vaticano autoriza que se construya una réplica de la capilla, con la finalidad de acercar esta obra patrimonio de la humanidad a todos los mexicanos.
“Todo está hecho por manos mexicanas, nuestros artesanos trabajaron esculpiendo; porque hay muchas partes que son sólidas, como es el altar, como es la parte del coro. Todo está reproducido exactamente y fidedignamente como es la original. Realmente ha sido algo muy bonito ver a la gente emocionarse dentro de la Capilla Sixtina y es un esfuerzo que queremos agradecer porque lo que siempre se pensó es abrir las puertas gratuitamente a toda la gente para poder disfrutar de esta muestra cultural”, señaló.
Antonio Berumen puntualizó que el montaje consta en una estructura tridimensional en secciones, con 2 millones 700 mil reproducciones fotográficas del interior, (cada una de 3 centímetros) y que para su montaje se necesitaron 3 mil metros cuadrados de impresión en tela sublimada, 500 metros cuadrados de piso de cristal, mil 500 metros cuadrados de muros exteriores, 2 mil metros lineales de polín monten y 400 bastidores para muros.
El recorrido, de una duración aproximada a 30 minutos, iniciará con la proyección de un video que relatará la historia de cómo se construyó este templo en El Vaticano y cómo el artista Miguel Ángel Bounarroti plasmó el conjunto de pinturas hace cerca de 500 años; posteriormente, las personas contarán con una visita guiada por el interior, para lo cual no se permitirá la entrada con bebidas o alimentos, además que no se podrán tomar fotografías.
Esta réplica a escala real, tiene una altura de 22 metros, 67 de largo y 28 de ancho, con una superficie total de 510 metros cuadrados y está estructurada por una parrilla en el interior para soportar la escenografía de los frescos.

Advertisements

¿Qué te parece?