Descartan móvil terrorista. El agresor sexagenario tiene antecedentes penales por delitos comunes.
Versalles. Un sexagenario que abrió fuego este lunes frente a un supermercado de la región parisina, hiriendo gravemente a dos personas antes de darse a la fuga, finalmente se entregó a la policía, según fuentes concordantes.

La fiscalía de Versalles indicó que se trata de un “litigio de orden privado”, descartando la hipótesis terrorista.
El tiroteo se produjo hacia las 10 horas 30 GMT en Port-Marly, a unos 30 kilómetros al oeste de París.
El sospechoso, quien disparó a una mujer de 57 años y un hombre de 73, se había atrincherado en su casa ubicada cerca del supermercado, que fue rodeada por la policía, tras lo que decidió entregarse.
El atacante tiene antecedentes penales por delitos comunes.
Este tipo de tiroteos en los alrededores de los centros comerciales no son frecuentes en Francia.

Advertisements