El jefe de gobierno de la Ciudad de México hizo un llamado respetuoso al Gobierno federal y a la Cámara de Diputados, para que se respete el acuerdo del Fondo de Capitalidad, ya que los proyectos que emanan de estos recursos se traducen en beneficios de millones de mexicanos.

El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, hizo un llamado respetuoso al Gobierno federal y a la Cámara de Diputados, para que se respete el acuerdo del Fondo de Capitalidad, ya que los proyectos que emanan de estos recursos se traducen en beneficios de millones de mexicanos.

Luego de entregar el IV Informe de Gobierno por escrito al presidente de la Mesa Directiva de la ALDF, Leonel Luna Estrada, estableció que la disciplina fiscal ha permitido asegurar a la ciudadanía que el gasto en programas y servicios sociales será respetado.

Acompañado en el presídium por el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong y por el presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, Édgar Elías Azar, destacó la reforma política de la Ciudad de México un hecho histórico cuyo primer paso que ya está dado.

“El siguiente paso, el que viene, es construir la primera constitución de la Ciudad de México, esa sin duda será una tarea de fiel reflejo de una ciudad de voluntades unidas”, dijo.

Dijo que la hacienda pública de la capital se ha manejado con disciplina, que la Ciudad de México es la entidad con mayor independencia financiera y que la diferencia entre los recursos de origen federal es de más de 11.6% en la comparación acumulada.

El Instituto Mexicano de Competitividad “nos ha reconocido como la ciudad más competitiva del país, ya que además de producir el 17% de la riqueza nacional nuestra economía ha mantenido una senda de crecimiento desde el último trimestre”.

Se han generado 90,000 puestos de trabajo formales, el 20% del total de empleos del país, mientras que la tasa de desempleo era de 5.2 hasta julio de 2016, “la más baja en toda la época”.

Dio a conocer que la Ciudad de México ha comenzado ya con un nuevo sistema de semaforización en 3,200 intersecciones, pues actualmente existen tres sistemas diferentes de semáforos desconectados entre sí, algunos con equipo obsoleto

En la primera del sistema se creará un centro de monitoreo en que se centralizarán las intersecciones de las delegaciones Álvaro Obregón, Benito Juárez, Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo y Venustiano Carranza.

Abundó que su administración ha dado prioridad al diálogo y a los acuerdos para dar soluciones a los capitalinos e impactar positivamente más allá de las fronteras de la capital, asimismo señaló que la vocación social distintiva la capital se debe defender ya que el costo político está por debajo del interés ciudadano.

“En este gran proyecto de transformación todas y todos tenemos cabida, no somos ciegos a nuestras diferencias, pero también tenemos tareas comunes que nos acercan.

“No hagamos una guerra de cada propuesta, porque cuando la guerra llega, ella demuestra que falló el uso de la razón. No demoremos irrazonablemente las tareas que nos encomienda la gente, porque por la demora premeditada de algunos, generamos la desconfianza hacia todos nosotros”, subrayó.

Redacción El Economista 

Advertisements