Los precios de la gasolina Magna y el diésel subiran el primero de septiembre, anunció la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

La Magna –el combustible de mayor consumo en vehículos particulares– se incrementa dos centavos, de 13.96 a 13.98 pesos por litro, mientras el diésel –que emplea el sector transportista del país para el traslado de mercancías y pasajeros– subirá 47 centavos y pasará de 13.98 pesos a 14.45 pesos por litro.

El aumento anunciado este sábado por Hacienda es el tercero mensual consecutivo aplicado a la gasolina Magna, pues su precio ya había subido 24 centavos por litro en julio y 56 centavos en agosto, con lo que a partir del próximo jueves acumulará alza de 6.2 por ciento en lo que va del año.

En el caso del diésel se trata del segundo aumento en 2016, ya que este mes el precio se había incrementado 21 centavos, con lo que a partir de septiembre acumulará un alza de 4.9 por ciento anual.

Los precios de la gasolina Premium han tenido diversas fluctuaciones en el año pero en los últimos tres meses llegó al máximo estipulado por la ley –que fue de 14.81 pesos por litro–, por lo que ya no tendrán incremento en septiembre.

La gasolina Premium, también conocida como de 92 octanos o más, acumuló alza de 5.9 por ciento hasta agosto.

Incremento a las cotizaciones internacionales del petróleo

En el paquete económico de este año el Congreso de la Unión aprobó la propuesta de la Secretaria de Hacienda de liberalizar los precios de las gasolinas para que fluctúen de acuerdo con los precios de referencia internacionales.

Sin embargo, para evitar movimientos demasiado grandes se fijó una banda de flotación de más/menos 3 por ciento durante 2016 y 2017 con respecto al precio promedio de los combustibles en 2015, que fueron de 13.57, en el caso de la Magna; 14.38, de la Premium, y de 14.20 en el del diésel.

La reforma a la Ley del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (LIEPS) publicada en el Diario Oficial de la Federación el 18 de noviembre de 2015 estableció que para los ejercicios 2016 y 2017 la SHCP fijaría mensualmente una banda de flotación con valores mínimos y máximos para los precios de las gasolinas y el diésel, sin salirse del margen de más/menos 3 por ciento sobre las referencias de 2015.

Los límites superior e inferior de la banda para este año se publicaron el 24 de diciembre de 2015 en el Diario Oficial, mientras los límites para 2017 deberán publicarse a más tardar el 31 de diciembre de 2016.

Los valores máximos que fijó la banda de flotación de precios para este año fueron de 13.98 pesos por litro para la Magna 14.81 para la Premium y 14.63 para el diésel.

Las dos primeras ya llegaron al tope que impone la ley pero el diésel todavía puede subir 18 centavos en lo que resta del año.

La Secretaría de Hacienda justificó el alza que entrará en vigor el primero de septiembre señalando que la medida responde al incremento reciente de los precios internacionales del petróleo.

Al cierre de 2015 el precio de la mezcla mexicana de petróleo cerró en 26.93 dólares por barril, pero desde principios de junio ya había rebasado la barrera de los 42 dólares.

En los mercados internacionales el precio del petróleo alcanzó hace unas semanas los niveles más altos en lo que va del año, al cotizarse en alrededor de 50 dólares por barril.

Los precios que se anuncian para septiembre reflejan la estricta aplicación del esquema en vigor y complementan el compromiso del gobierno federal para mantener la estabilidad macroeconómica y cumplir cabalmente con las metas de finanzas públicas para 2016, dijo la dependencia federal en un comunicado.

Con el alza de septiembre la gasolina Magna acumula incremento de 15.2 por ciento en lo que va del gobierno de Enrique Peña Nieto, pues en 2013 promedió 12.13 pesos por litro; la Premium habrá subido 16.8 por ciento (pues al inicio del sexenio estaba en 12.69 pesos) y el diésel habrá aumentado 15.6 por ciento (en 2013 estaba en 12.49 pesos por litro).

Afecta a empresas y hogares de alto consumo

Las tarifas eléctricas para el sector industrial, comercial y doméstico de alto consumo tendrán un nuevo incremento en septiembre, anunció este sábado la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Con las nuevas tarifas el costo de la electricidad para uso industrial será superior entre 6.5 y 8.4 por ciento respecto de los precios en septiembre del año pasado. Esta variación supera la inflación de los pasados 12 meses, menor a 3 por ciento.

Para uso comercial el incremento será de entre 8.6 y 9.4 por ciento en relación con el año pasado.

La tarifa de uso doméstico de alto consumo (conocida como DAC) registra un incremento en septiembre de 9.3 por ciento respecto del mismo mes del año pasado.

Éste es el tercer aumento consecutivo mensual a la energía eléctrica para el sector industrial, que a principios de agosto subió entre 5.2 y 7.5 por ciento, luego de que ya habían repuntado entre 2 y 5 por ciento en julio, en comparación con el mismo mes de 2015.

También es la segunda alza para el sector comercial y uso doméstico de alto consumo.

Redacción La Jornada