Un “me gusta” en Facebook fue lo que provocó que Paul Maida regresara de nuevo a prisión, luego de llevar varios meses cumpliendo su condena bajo arresto domiciliario.

Maida, residente del sur de Florida, le dio ‘like’ a una foto en Facebook de uno de los testigos del caso en el que ha sido acusado.

La juez Krista Marx, de West Palm Beach, revocó la fianza de Paul Maida, luego de que este ingresara al perfil de la red social de la testigo. Maida violó una orden impuesta por la corte de evitar todo tipo de contacto con su exnovia, Bianca Fitchel, testigo del caso por el cual Maida está siendo juzgado.

La fiscal estatal Laura Laurie, quien asiste a Fitchel en este proceso, asegura que la mujer no tiene ningún tipo de relación con su exnovio y que es solamente un testigo en el caso de homicidio involuntario contra Maida, que iba manejando en estado de embriaguez al momento de que ocurrieran los hechos.

A Maida se le acusa de atropellar y causarle la muerte de un ciclista de 65 años en el año 2014.

Advertisements

¿Qué te parece?