Tepic, Nay. Por segunda ocasión en nueve días, una madre de familia se hincó ante el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, para pedirle su apoyo.

Esta vez, Rosa María Salcido suplicó al funcionario federal ayuda para encontrar a su hijo, Christian Amadeo Salcido, de 39 años, quien fue visto por última vez en mayo de 2014 en el bulevar Tepic-Colosio.

La única testigo de la privación ilegal de la libertad se ha negado a hablar ante la Fiscalía General de Nayarit sobre el tema o dar la descripción de los agresores.

Al ver que la mujer se hincaba, de inmediato Osorio Chong reaccionó: “no señora, por favor” y rápidamente el gobernador de Nayarit, Roberto Sandoval Castañeda, la tomó por los brazos y la ayudó a incorporarse. El mandatario estatal la condujo a un asiento.

Tres minutos después, Rosa María dialogó con el secretario de Gobernación y le explicó que su hijo nunca más ha vuelto a casa; que ya acudió a la Fiscalía, al DIF y a otras instancias estatales donde no le han podido ayudar, lo mismo que en los medios de comunicación.

Osorio Chong se comprometió a revisar esta situación y giró instrucciones para que se tomen cartas en el asunto de manera inmediata. El funcionario estuvo en Tepic para encabezar la Firma de Convenio Para Promover una Política de Población Intercultural, además de hacer entrega de actas de nacimiento a indígenas y una carta de excarcelación.

Redacción La Jornada