Al concluir el primer mes de la puesta en marcha del Programa de Vigilancia e Inspección a centros y unidades de verificación vehicular, la Profepa ha suspendido 173 líneas de medición de contaminantes en 52 de los 141 verificentros visitados.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que del total de verificentros visitados, 111 centros son para la revisión de vehículos particulares y 30 de transporte público federal.

De los verificentros con líneas suspendidas casi 40 por ciento se ubican en el Estado de México, seguidos de los de la Ciudad de México y Puebla, con 25 por ciento en cada entidad federativa.

La Profepa agregó que más de un tercio de las visitas, es decir alrededor de 37 por ciento han sido en el Estado de México; en tanto, 28 por ciento se ubican en la Ciudad de México; y uno de cada 10 en los estados de Puebla, Tlaxcala e Hidalgo.

Recordó que desde el inicio de la vigencia de la norma emergente, el estado de Morelos suspendió su Programa de Verificación Vehicular Obligatorio, por lo que sus 42 centros de verificación se han mantenido cerrados.

Por otra parte, “casi 30 verificentros se han encontrado cerrados al realizar la visita de inspección correspondiente, por lo que se volverán a visitar en un futuro cercano”, expuso.

Por lo pronto, en seguimiento a lo establecido en la Ley Federal de Procedimiento Administrativo, al día de hoy se han notificado 14 acuerdos de emplazamientos, siete en el Estado de México, seis en la Ciudad de México y uno en el estado de Hidalgo.

Asimismo, se han levantado las suspensiones a 33 líneas de verificación en seis verificentros (cuatro en Puebla y dos en la Ciudad de México), tras demostrar que cumplen con lo estipulado en norma emergente.

La dependencia aclaró que aún y cuando 40 por ciento de los verificentros visitados presentó irregularidades al momento de la inspección y no ameritaron suspensión de sus líneas, se evalúan los casos para determinar la sanción a la que podrían ser acreedores.

A partir del 1 de julio del 2016, fecha en que entró en vigor la Norma Emergente NOM-EM-167-SEMARNAT 2016 en la Megalópolis, la Profepa ha sido un nuevo actor en el proceso de inspección y vigilancia en los verificentros de esta área geográfica.