A causa de la deuda de más de diez millones de pesos que tienen los Tiburones Rojos por despidos injustificados, la Junta de Conciliación y Arbitraje Veracruzana comenzarán  a dar por embargados  los bienes de la institución de Fidel Kuri.

Al perder un amparo, con el que podrían detener el decomiso de sus pertenencias, los representantes del organismo se dieron cita en las instalaciones jarochas y al no haber respuesta, se iniciara formalmente el procedimiento de embargo contra el equipo Veracruz el próximo lunes 8 de agosto.

Entre los bienes a confiscar se encuentran los dos autobuses de transporte oficial de los Tiburones y los contratos vigentes por derechos de transmisión del equipo con TV Azteca.

Si la negativa de pago continúa, se pasará al embargo de cuentas bancarias de la empresa y las ganancias por el contrato de patrocinio que tienen los escualos con la cervecería Tecate.

Arturo Flores Berrum

Fotos: Archivo