CIUDAD DE MÉXICO.- El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, consideró un “golpe” contra la economía el incremento a la gasolina, por lo que insistió en elevar el salario mínimo.
Durante la celebración de la Semana Mundial de la Lactancia, fustigó: “sube la gasolina, bueno ya está allí el golpe, pero el salario mínimo ¿No podemos subirlo? yo creo que sí, yo creo que sí podemos hacer allí un esfuerzo”.

El mandatario capitalino dijo que no dejará de insistir para que el salario mínimo se incremente; “la gente necesita que se apoye desde su economía, esa sería una buena noticia que se le daría a México”.

Ante decenas de mujeres reunidas en el Monumento a la Madre, puntualizó que las familias deben tener servicios médicos, protección y poder adquisitivo, por lo que seguirá insistiendo en el aumento al salario mínimo, acción que considera necesaria para el país.

Recordó que con Unicef inició un programa para promover el amamantamiento materno a los recién nacidos, ante el descenso del 22 hasta casi al 14 por ciento de las mujeres que estaban dando de comer leche materna a sus bebés.

Anunció la creación de un tercer banco de leche en la capital del país, ahora en la delegación Tláhuac, como parte de las acciones a favor del cuidado y protección de la infancia en sus primeros días de vida.

El mandatario capitalino comentó que a la fecha, la capital cuenta con 57 de los 92 lactarios que se comprometió a crear e indicó que espera que a finales del año, no solo se llegue a la meta, sino que se alcance un total de 100.

Por lo que exhortó a las mamás capitalinas a que soliciten todos los programas sociales enfocados con el cuidado, desarrollo y buena salud de sus hijas e hijos, como “El Médico En Tu Casa”, “Bebé Seguro” y “Cunas CDMX”, entre otros.

Redacción El Financiero 

Advertisements