Lo buscaban desde el pasado sábado cuando salió de su casa, en el municipio de Otzolotepec, rumbo a su trabajo.

Se presume que habría caído a un canal de aguas negras y su cuerpo flotó hasta hoy cerca del entronque de la autopista Toluca-Zitácuaro y la desviación a Temoaya.

Personal de la unidad de Servicios Médicos y Apoyo a la Población de la Comisión Estatal de Seguridad Ciudadana colaboró en el rescate de los restos del joven y sera personal del Servicio Médico Forense quien se encargue del levantamiento y traslado del cuerpo hacia la morgue.

Había una ficha Odisea emitida por la Procuraduría General de Justicia del Estado de México para su localización.

Con información de Jorge Mercado