Un hombre que escapó de la policía cuando iba a ser detenido por sospecha de violación se encerró en un restaurante Burger King, donde tomó a 4 personas como rehenes, entre ellas una niña de 7 años.
De acuerdo a las autoridades, el hombre había sido reconocido por los oficiales de policía, sin embargo, cuando se acercaban para arrestarlo se dio a la fuga, lo que originó una persecución por Washington Boulevard y South Monroe Street, donde terminó chocando con otro vehículo.

“Nuestro objetivo es terminar esto de una manera pacífica para todos los involucrados” dijo T.J. Smith, vocero del Departamento de Policía de Baltimore. “Tenemos a nuestros negociadores en el lugar. Tenemos a nuestro equipo SWAT en la escena. Hemos acordonado el área por motivos de seguridad”, añadió.

Con información de The Baltimore Sun