Celular, guaruras y hasta celda especial, los privilegios de #LordRollsRoyce en prisión

ECATEPEC, Edomex. (apro).- Emir Garduño, #LordRollsRoyce, goza de privilegios en el penal de Chiconautla, al que fue trasladado la semana pasada: cuenta con celular, tableta y pantalla, dispone de cuatro guaruras, celda especial, no ha sido rapado y puede ingresar los alimentos que se le antojen.

José Humbertus Pérez Espinoza, presidente del Frente Mexiquense en Defensa para una Vivienda Digna AC (FMVD), considerado “preso de conciencia” desde el 4 de noviembre en esa cárcel, indicó que al arribo de Garduño Montalvo el propio director del Centro de Readaptación Social, Dalmasio Becerril Tapia, dio la bienvenida y se puso a las órdenes del empresario.

La celda asignada a #LordRollsRoyce, expuso, fue desinfectada, en virtud de que estaba dispuesta para algunos internos enfermos, que ya se encontraban clasificados pero de nueva cuenta han sido alojados con los demás presos para liberar el lugar, de tal manera que corren el riesgo de contagiarse los unos con los otros.

“El señor goza de teléfono celular, de una tableta electrónica, de su pantalla… Tiene una escolta de cuatro internos que son parte de la población”, reveló el activista.

A su ingreso, comentó Pérez Espinoza, Emir Garduño tuvo derecho a portar tres días su pantalón de mezclilla en lugar del uniforme.

“Llegó con barba porque daba 300 pesos a cada custodio para que le hicieran favores, hasta que me quejé porque a nosotros nos llevan a castigo o nos piden cuota por infringir el reglamento con dos días que no nos afeitemos… El señor hasta ahorita trae su vaselina, su pelo largo, hasta su coletita de rebelde”, narró.

El sábado pasado, dijo, el hermano del primer regidor de Metepec tuvo visita muy temprano y le permitieron ingresar todo tipo de comida, mientras a las familias comunes se les revisa y restringen los alimentos.

Más tarde, en el área de visita íntima, “fue agasajado con obsequios de los encargados del almacén, sobre todo de uno de los internos, Leonel Ruiz Camacho, de los consentidos del director”, detalló.

A partir del arribo de este personaje –señalado en redes sociales después de que sus guaruras golpearon a un policía federal por un incidente de tránsito el 9 de mayo–, para los presos comunes hay más restricciones en el área médica:

“A mí me deben certificar diariamente –por la diabetes y asma–, pero me suspendieron el servicio cuatro días y no me certificaron hasta este lunes”, señaló.

El empresario fue removido hace unos días del Centro de Readaptación Social de Santiaguito, ubicado en el municipio de Almoloya de Juárez, por indisciplina y agresión a las autoridades, conforme lo arguyó José Manzur, secretario general de Gobierno.

José Humbertus aprovechó para denunciar que de su dormitorio fueron sustraídos su respirador artificial y su cepillo de peinar, por lo que adelantó la posibilidad de que con ellos se utilice su ADN –el primero tiene su saliva, el segundo su cabello– para “fabricar” pruebas en la carpeta administrativa 63/2016 por el delito de robo con violencia que aún se mantiene abierta en su contra y cuya investigación cerrará el 23 de julio.

Fuente: Proceso

Advertisements

¿Qué te parece?