El juez Eduardo Guadarrama González, determinó vincular a proceso a Emir Garduño Montalvo, por el delito de lesiones con el agravante de uso de arma prohibida, en contra de Jorge Vera Manzanares, tras una disputa vial en calles del centro de Toluca, agresión que fue captada en un video difundido en redes sociales con el nombre de #LordRollsRoyce.

Luego de casi 10 horas de audiencia dominical, el juez decretó a las 18:58 auto de vinculación a proceso por su probable responsabilidad en el delito de lesiones, con el agravante de arma de fuego, al tiempo que emitió un plazo de 10 días para que la defensa del empresario emita acto de inconformidad.

“¡Quiero justicia!”, “no soy un criminal, ni un secuestrador o narcotraficante”, afirmó Emir Garduño Montalvo, al conocer la determinación del juez, al tiempo que externó su temor por la seguridad e integridad de sus hijos, esposa y suegros, luego de que en el cateo realizado a su residencia presuntamente intentaron sembrarle droga, lo cual aseguró documentó en vídeos que entregará al juzgado.

Desde la cápsula de seguridad, pidió a su esposa Norma que saliera del país, “yo me puedo quedar en prisión muchos años, pero temo por mi familia” por lo que demandó ante el juez, sea protegida.

Norma, la esposa de Emir, y sus hermanos, acusaron a los integrantes del MP, a Jorge Vera y a medios de comunicación de armar un caso amañado contra el empresario y externaron a gritos amenazas.

Antes, el juez explicó a Emir Garduño que su determinación no obedeció a presiones mediáticas o políticas, que se derivó de las pruebas aportadas por el Ministerio Público y fundamentalmente de la declaración de su hermano Carlos Alberto Garduño, que lo ubicó el 9 de mayo a las 18:40 horas en el lugar de la presunta agresión.

Otra prueba determinante fue la ubicación del propietario de la motocicleta BMW, por parte del gerente de la empresa del mismo nombre con el mismo domicilio de Emir en Metepec.

La defensa del empresario, encabezada por Óscar Pichardo, argumentó como una prueba falseada el peritaje médico oficial, que de forma inicial no señaló las lesiones que presentó Jorge Vera.

El delito de lesiones con el agravante de uso de arma prohibida se castiga con una pena de 1 a 2 años de prisión y de 30 a 60 días multa, indicó el juez. El juez, los abogados del Ministerio Público y la defensa acordaron un plazo de 30 días para el cierre de la investigación.

Redacción El Universal

Video Portal