Un policía perdió la vida en un nuevo caso de intento de linchamiento, mientras trataba de evitar que vecinos asesinaran a un presunto delincuente.

El incidente tuvo lugar el sábado por la noche en Yehualtepec, Puebla, cuando pobladores de la localidad ingresaron a las instalaciones de la policía para buscar a un presunto ladrón.

Los vecinos intentaban que los elementos policíacos entregaran al hombre para poderlo linchar, después de que supuestamente había robado una motocicleta.

Sin embargo, los agentes se negaron e intentaron trasladar al sospechoso al Ministerio Público, momento en el que una persona disparó con un arma de fuego.

Debido a esto, tanto el presunto ladrón como uno de los policías resultaron heridos, perdiendo la vida este último minutos después en un hospital.

Hasta ahora, no hay detenidos por el último caso de intento de linchamiento en el país, luego de los ocurridos recientemente en Teotihuacán, Estado de México, donde dos secuestradores perdieron la vida a manos de los pobladores.

Con información de El País

Foto: Ilustrativa