Luego de 10 meses que se decretó la alerta de género en 11 municipios del Estado de México, el lunes pasado, el gobernador del Estado de México dio a conocer las nuevas estrategias que se realizarán por parte del Gobierno Estatal, así como de los Municipios a fin de abonar al combate de la violencia de género. 

Las acciones iniciarán con la puesta en marcha de una campaña mediática en todo el territorio estatal y será reforzada en las 11 demarcaciones territoriales donde se decretó la alerta de género, para que la sociedad conozca: qué es la alerta y cómo las mujeres víctimas de violencia pueden solicitar apoyo, así como a qué instancias gubernamentales se deben de dirigir para hacerlo.

 

La estrategia fue consensuada con organismos defensores de derechos humanos de las mujeres como el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, el cual, desde hace más de una década, ha luchado para que se proteja a las mujeres.

 

Otras acciones que pretenden realizarse son: incluir dentro del nuevo ciclo escolar una clase de educación sobre alerta de género, en las primarias oficiales de la entidad; recuperar espacios públicos en zonas y colonias de alto riesgo para las mujeres; mejorar sustancialmente el alumbrado público; la instalación de cámaras de vigilancia en la vía pública; colocar botones de pánico en postes de las colonias; formar una unidad de análisis dentro de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México con el apoyo de un ex fiscal colombiano experto en seguridad y justicia de género, que se encargará de estudiar el fenómeno del feminicidio y la desaparición de personas; generar nuevos grupos especializados al interior de la Procuraduría que estarán integrados por personal especializado para investigar delitos específicos en base a un protocolo.

 

Mientras que los municipios donde está decretada la alerta de género, y en los cuales ocurre el 54 por ciento de los feminicidios y desapariciones deberán informar las acciones que se van implementando mes con mes, así como sus avances.

 

Estas medidas o acciones que el Gobierno del Estado pretende implementar son una esperanza para que el feminicidio pueda ser erradicado, sin embargo, existen dos temas que no se observan y que son fundamentales; la generación de políticas de prevención delictiva y la instauración de estadísticas, pues estas últimas son la materia prima fundamental para realizar políticas públicas.

 

En fin, como ciudadanos nos queda observar que el cumplimiento de estas acciones, las cuales incluso algunas de ellas ya operaban en el Estado aunque de forma ineficiente, de igual forma resulta interesante que el Gobierno comience a trabajar el tema con organizaciones de la sociedad civil que durante años han sido ignorados ya que han denunciado constantemente la situación de la violencia de género en el territorio.