Carolina Alanís Moreno, Directora General del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia en el Estado de México expresó que actualmente el DIF estatal tiene aproximadamente 280 niños, los cuales son remitidos en su totalidad por la Procuraduría estatal; por ley, el 100 por ciento de niños que entran a los albergues tienen que entrar previo a canalización del Ministerio Público, dijo.

En entrevista, la funcionaria explicó que luego de la reforma que se llevó a cabo en el Código Civil hace 2 años y la cual fue emprendida por el gobernador Eruviel Ávila Villegas, se impulsó el programa Hijos del Corazón,  la cual contempla tres aspectos fundamentales en el tiempo; a quienes pudieran adoptar niños mayores de 2 años, a quienes pudieran tener la intensión de adoptar a niños con algún problema de discapacidad o bien con los hermanos, manifestó.

La Directora General del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia en el Estado de México señaló que la mayoría de las personas que se acercan para adoptar un bebé esperan que normalmente sean de entre 0 y 2 años.

Sin embargo, esta reforma impulsaba a quienes estuvieran en estas condiciones a que se les debía dar preferencia en cuestiones de tiempo, a su vez, esta acción trajo como consecuencia que se pudiera incrementar las adopciones en un 300 por ciento, destacó.

Actualmente con la Ley General de los Derechos de los Niños hubo una parte que se expide para las adopciones que va de la mano con los Centros de Asistencia Social, en donde se contemplan hasta el momento 145 reintegraciones.

La funcionaria estatal, Carolina Alanís Moreno sostuvo que las Reintegraciones significan que el niño que pueda ser víctima de agresión o violencia se evita que regrese al seno familiar y en una primera instancia, la ley contempla figuras nuevas como la familia acogida; que son familias que son viables de cuidar al niño para introducirlos a un ambiente de hogar mientras que se sigue un proceso legal.

A su vez, existen también las familias extensas, estas son las que en el caso de que el niño ya no regrese con sus padres puede ser cuidado por la familia extensa, que pueden ser los abuelos paternos, maternos o tíos en primero o segundo grado, esto mientras se lleva a cabo un análisis extenso de estas opciones con el fin de que el niño no salga de este seno familiar, apuntó la funcionaria del DIFEM.

Nosotros privilegiamos el interés superior del niños por ello atendemos a la población infantil  que son víctimas de la violencia, niños que sufren cuestiones de abandono y niños expósitos (bebés que nacen y son abandonados en vías públicas), trabajando permanentemente para que se pueda resolver de manera pronta la situación jurídica de los menores, destacó Carolina Alanis Moreno, Directora General del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia en el Estado de México.

Nota: Laura A. Velásquez Foto: Iván Carbonell

El Valle

 

Advertisements

¿Qué te parece?