Apple anunció el martes una caída de 16% de las ventas trimestrales de iPhone, la primera desde que lo lanzó al mercado hace 9 años y lo convirtió en su estrella.

Apple vendió 51.19 millones iPhones en el segundo trimestre de su ejercicio (enero-marzo) durante el cual su beneficio neto también bajó 22%, a 10,500 millones de dólares y su volumen de negocios se contrajo 13% a 50,600 millones.

En el reporte anual que dio la empresa en septiembre de 2015, anunció que de julio a septiembre de ese año había vendido 48 millones de iPhone, mientras que el iPhone 6S logró romper récord de ventas con 10 millones de equipos sólo en el primer fin de semana.

La baja en el interés del producto estrella de Apple es algo que los analistas ya habían pronosticado, que se debe principalmente a la falta de innovación en su oferta.

Hace apenas un mes, la empresa dirigida por Tim Cook lanzó al mercado el iPhone SE, un teléfono con las mismas capacidades del iPhone 6, con la única diferencia de que el SE mide 4.8 pulgadas, contra las 5.4 del iPhone 6.

 

Advertisements

¿Qué te parece?