Al traerle la comida advirtió que no era necesariamente lo que tenía en mente al pagar 6.05 euros o sea casi 120 pesos mexicanos.

Una de las quejas más comunes entre las personas que suelen consumir en restaurantes, es que a veces los nombres de los productos no necesariamente corresponden con lo que los meseros traen a la mesa.
Tal es el caso de Azilef Speers, una turista española que se sintió estafada el pasado domingo 10 de abril, por ca cadena de restaurantes Medas Beer en la aeropuerto de Ibiza, cuando pidió un “sándwich premium”.
La mujer realizó una compra en el establecimiento, al traerle la comida advirtió que no era necesariamente lo que tenía en mente al pagar 6.05 euros o sea casi 120 pesos mexicanos.
Pues el sándwich distaba mucho se ser “premium” ya que tenía sólo media rebanada de jamón york, varios trocitos de lechuga y un poco de salsa rosa.
La mujer indignada, sacó su celular e hozo una fotografía del plato, y luego lo subió a Facebook, con un teso en que que expresaba s enojo: 

“Robo en el aeropuerto de Ibiza. 6.05 euros para esta absoluta basura. Hecha por el grupo de newrest qué sostiene un descaro”, escribió.
La publicación se ha compartido más de 500 veces y se ha vuelto nota en medios locales.
Con información de La Voz