El lugar se ubica en las calles de Independencia y Pino Suárez a 300 metros del palacio municipal y a tan sólo dos cuadras de la comandancia de Seguridad Ciudadana.

 

De acuerdo con el diario Tres PM, los responsables de la atención de este espacio señalaron que el comando armado ingresó primero como personal solicitando atención y pidiendo informes, aunque en el lugar ya había alrededor de 150 personas o más, dado que en este sitio brindan atención médica gratuita en algunos casos y otros realizan descuentos importantes para servicio social.

 

“No somos los autorizados para decir los pormenores de lo que pasó, pero sí solicitamos ayuda oportuna a la policía, tenemos un vigilante pero como entra mucha gente y alguna pide informes pues no somos muy estrictos para impedir el paso”, dijo uno de los empleados.

 

A pesar de que la gente salió despavorida por los hechos registrados, no llegó inmediatamente una patrulla ni ayuda de efectivos de seguridad, además la Dirección de Seguridad municipal niega tener registro de estos hechos.

 

Tampoco la Comisión de Seguridad Ciudadana (CESC) dice tener registro de lo ocurrido, a pesar de que estos pistoleros ingresaron con lujo de violencia al lugar.

Con información de Alfa