“En 2010 vendí todo: acciones y el resto de cosas, así que puedo ser muy transparente. No poseo ninguna participación en ninguna compañía ni fondo de inversión ni nada parecido”, ha concluído el primer ministro británico, según recoge el diario The Independent.

El primer ministro británico, David Cameron, ha admitido que tenía una participación en el fondo de inversión offshore de su padre, cinco días después de que se revelaran las informaciones sobre los llamados Papeles de Panamá. Al conocerse los datos, Cameron y Downing Street difundió cuatro comunicados diferentes sobre sus asuntos financieros.

En una entrevista con el canal ITV, el primer ministro afirmó: “Poseemos 5.000 acciones en Blairmore Investment Trust, que vendimos en enero de 2010. Tenía un valor de unas 30.000 libras [unos 37.000 euros]”.

“Pagué impuestos por esos dividendos. Estaba sujeto a todas las tasas británicas en el procedimiento normal”, ha afirmado. “Quiero ser lo suficientemente claro sobre el pasado, sobre el presente, sobre el futuro, porque francamente, no tengo nada que esconder”, ha dicho. Cameron recibió 300.000 libras (unos 370.000 euros) en concepto de herencia de su padre, fallecido en 2010. “Obviamente no puedo detallar el origen de cada cifra y papá no está aquí para hacerle preguntas ahora”, ha añadido Cameron.

“Nunca he escondido el hecho de que soy una persona con mucha suerte, que tuvo unos padres ricos que le dieron una gran educación, que pagaron para que fuera a escuelas increíbles. Nunca he pretendido ser alguien que no soy”, ha dicho Cameron.
“En 2010 vendí todo: acciones y el resto de cosas, así que puedo ser muy transparente. No poseo ninguna participación en ninguna compañía ni fondo de inversión ni nada parecido”, ha concluído el primer ministro británico, según recoge el diario The Independent.

Con información de: El Mundo

Redacción MVS

Advertisements