Las nevadas registradas en municipios del oriente michoacano y concretamente en las zonas de hibernación de la Mariposa Monarca no afectaron al lepidóptero, afirmaron autoridades estatales.

En rueda de prensa, el gobernador Silvano Aureoles afirmó que aunque la nevada afectó de manera directa el área donde se encuentran los insectos, éstos no sufrieron afectación.

El titular de Urbanismo y Medio Ambiente (Suma) del estado, Ricardo Luna García, agregó que ejidatarios ya recorren el área núcleo y de amortiguamiento para hacer un recuento de los daños ocasionados por los efectos del frente frío 43 y la tormenta invernal número 11.

Reconoció que en la zona se reportaron árboles derribados por las fuertes ráfagas de viento, pero insistió en que las mariposas no sufrieron ningún tipo de daño.

Las temperaturas no han afectado al lepidóptero, se espera que éstas vayan en aumento y eso es un buen pronóstico para la Monarca, porque mientras la temperatura no siga descendiendo no habrá problema para su resguardo”, mencionó.

El funcionario estatal confió en que esta situación no afecte ni el ciclo biológico ni de migración del insecto, y recordó que se espera que hacia la última semana de este mes inicie su migración hacia Canadá.

Advertisements