El máximo dirigente de la Fórmula Uno, Bernie Ecclestone, aseguró que este deporte afronta un futuro brillante después de que las escuderías acordaron un nuevo formato de clasificación a partir de esta temporada, aunque buscaba cambios más radicales para hacer más emocionantes las carreras.

En declaraciones efectuadas a Reuters dos días después de haber dicho que la Fórmula Uno actual es la peor que ha visto jamás y que no compraría entradas para que su familia viera las carreras, el magnate de 85 años cambió de tono por uno más positivo.

“Creo que ahora estoy un poco más confiado en que veremos mejores carreras”, dijo en una entrevista telefónica. “Entonces estaré feliz”.

Ecclestone afirmó que los equipos, que acordaron el nuevo formato de calificación el martes, se despertaron finalmente y dieron un paso en la dirección correcta, con más cambios aún en el horizonte. “Creo que hay muchas cosas que podemos hacer y haremos”, agregó.

“Lo que la gente necesitaba era un poco de agitación. Parece que soy la única persona que pensó que debíamos hacer algo en la Fórmula Uno, despertar a todos un poco. Y quizás eso es lo que pasó. No estaba menospreciando al deporte, justo lo contrario. Estaba intentando explicar que, si no hacíamos algo, iríamos hacia allá”.

El grupo principal de estrategia de la Fórmula Uno, que incluye a Ecclestone y a los seis equipos principales, así como a la junta de gobierno, aprobó el martes en Ginebra una serie de medidas que busca hacer los bólidos más rápidos, ruidosos, difíciles de manejar y más agresivos para la temporada 2017. La Federación Internacional de Automovilismo (FIA) debe dar su visto bueno aún a estas novedades.

El nuevo formato de clasificación fue aprobado de forma unánime, lo que significa que podría ser introducido en la primera prueba del campeonato, el Gran Premio de Australia el 20 de marzo, en lugar de esperar un año.

De acuerdo al nuevo procedimiento, los pilotos más lentos serán eliminados a medida que avanza la sesión de clasificación, en lugar de al final de cada fase. El pulso final por la pole será entre dos pilotos en vez de diez.

Con información de Reuters