Destacan senadores que fue una mujer que se adelantó a sus tiempos y que desafió a su circunstancia.

El Senado de la República solicitó a los integrantes del Consejo Consultivo de la Rotonda de las Personas Ilustres, aprobar la propuesta de ingreso a la Rotonda de las Personas Ilustres, de Juana Inés de Asbaje y Ramírez de Santillana –Sor Juana Inés de la Cruz– y erigir un cenotafio en su honor, en razón de tratarse de una mexicana que realizó grandes aportes a la vida cultural, social e ideológica de la Nación.

El dictamen avalado plantea que una vez aprobado el ingreso de Juana Inés de Asbaje, el Ejecutivo Federal emita la declaratoria de mujer ilustre y, en consecuencia, determinar los honores y homenajes que deban rendirse y realizarse en la Rotonda de las Personas Ilustres del Panteón Civil de Dolores, de acuerdo a las facultades establecidas en el Decreto por el que se establecen las bases y procedimientos que le rigen.

La presidenta de la Comisión de Cultura, Blanca Alcalá Ruiz destacó a Juana Inés como una mujer que se adelantó a los tiempos, “que tuvo el temple para señalar las desigualdades, para hablar de la condición de las mujeres y de lo que implicaba el respeto y la libertad”.

Por su parte, la senadora Ana Lilia Herrera Anzaldo, del Grupo Parlamentario del PRI, resaltó que en el México de hoy, que ha impulsado la igualdad de hombres y mujeres a través de diferentes vías, como la paridad en las candidaturas a puestos de elección popular, no se puede regatear el reconocimiento a las aportaciones femeninas en la construcción de la historia e identidad nacional.

Juana Inés de Asbaje, dijo, fue notable y desafiante de su circunstancia; conocida por su obra y ejemplo de vida y merece ocupar un lugar que sea casi equiparable al lugar que ocupa en la literatura universal de nuestro tiempo. Además, aclaró que no se trata de etiquetar el legado de la décima musa al feminismo, pues hacerlo sería no comprender su obra en plenitud.

El senador del Grupo Parlamentario del PRD, Fidel Demédicis Hidalgo, subrayó que Juana Inés de Asbaje vivió un momento donde la mujer era solamente un objeto de decoración y trascendió su tiempo, precisamente porque rompió un paradigma y reiteró que merece un lugar en la Rotonda de los Personajes Ilustres.

El legislador llamó al Consejo Consultivo de la Rotonda de los Personajes Ilustres a atender este exhorto “y que de una vez por todas, los restos de esta enorme mujer mexicana descansen en ese lugar de hombres ilustres”.

La senadora Luisa María Calderón Hinojosa, del Grupo Parlamentario del PAN, destacó que a los tres años Sor Juana Inés de la Cruz ya leía “y leer en el siglo XVII, desde un ser mujer, fue un tema extraordinario”. Se hizo monja para estar en posibilidad de leer, de crear, de construir y rompió paradigmas en su tiempo, en el que las mujeres sólo debían obedecer, agachar su cabeza y acompañar a los demás en el servicio y la vida.

En este sentido, la legisladora precisó: “no puedo creer que todavía en el Siglo XXI haya personas que digan que las mujeres no están preparadas. Ella lo hizo desde el Siglo XVII, la honramos y estamos muy alegres con ustedes de haber hecho esta propuesta y por supuesto que desde el Partido Acción Nacional nos sumamos y la celebramos.

Llama Senado a implementar acciones que fomenten la lectura y escritura

En otro dictamen avalado, el Senado de la República urgió a las secretarías de Educación Pública y de Cultura y al Consejo Nacional de Fomento para el Libro y la Lectura a que, en coordinación con los gobiernos estatales, realicen acciones e implementen programas que fomenten el hábito a la lectura y el desarrollo de la escritura en la población mexicana.

Al referirse a este dictamen, el senador Fidel Demédicis Hidalgo resaltó que en las diferentes evaluaciones de preescolar, primaria y secundaria, se evidencian las fallas en gramática y ortografía que tienen los estudiantes.

Por ello, dijo, este llamado a las autoridades es muy importante, pues un país que no es culto, difícilmente trasciende y si no se revisa cómo están sus educandos en estos temas tan importantes, está condenado al atraso.

Por su parte, la senadora del Grupo Parlamentario del PRI, Anabel Acosta Islas subrayó el posicionamiento de nuestro país en los hábitos de lectura, al pasar de un promedio de 2.94 libros en 2012, a 5.3 en 2015, llegando al segundo lugar en América Latina en este aspecto.

Sin embargo, reconoció que pese a los avances en el tema; en la zona sur y centro occidente del país es donde hay menor nivel de lectura con tan solo 1.2 libros al año. Asimismo, recalcó la necesidad de aumentar los niveles de comprensión de lectura para obtener mejores resultados en la prueba PISA, tema en el que “el Senado no puede ser ajeno” pues también se han generado nuevos retos ante el avance de las tecnologías de información y la comunicación en la formación de nuevos lectores.

Finalmente, la senadora María Elena Barrera Tapia, del Grupo Parlamentario del PVEM, coincidió con el avance en el hábito de la lectura, pero subrayó que aún se está por debajo de otros países, como Finlandia donde se leen 47.

La legisladora puntualizó que el rezago en la comprensión de la lectura representa por lo menos dos años de atraso en escolaridad. Adicionalmente indicó que la Secretaría de Cultura es el primer paso para establecer políticas públicas y generar programas efectivos para realizar actividades que fomenten la escritura y lectura.