Dos menores que habían sido enganchadas a través de las redes sociales, y que desaparecieron la tarde del 01 de febrero, fueron encontradas el día 05 del mismo mes en las inmediaciones de Plaza Aragón.

Maricruz y Andrea Joselyn, primas de 13 y 14 años de edad respectivamente, fueron reportadas como desaparecidos por María de Los Ángeles, madre de Joselyn, que relató que la noche de su desaparición, alrededor de las 20:00 horas, había enviado a su hija a llevar un suéter a su hermano, que se dedica al comercio de fruta.

El puesto se encuentra a aproximadamente 150 metros de distancia de la casa, lo que no representaba riesgo alguno así que ambas primas salieron del domicilio de Joselyn ubicado en la segunda sección de San Agustín, pero ya no volvieron.

Desesperados, los familiares de ambas jovencitas acudieron a interponer la denuncia a las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) en San Agustín, donde quedó asentado el hecho en una Denuncia Criminal por desaparición de persona.

Los familiares también solicitaron el apoyo de la Fundación Delos y la Asociación “Solidaridad con Las Familias”, que en coordinación con la policía ministerial se dieron a la tarea de ubicar el paradero de las menores.

Luego de un arduo trabajo de investigación, descubrieron que ambas menores habían sido enganchadas a través de las redes sociales por tres sujetos de entre 22 y 24 años de edad, de la cuenta de Facebook de una de ellas que tenía mas de 1000 amigos y cuyos comentarios eran de índole sexual.

Aun cuando las autoridades, así como la Fundación Delos y la Asociación Solidaridad por la Familias, pudieron encontrar la casa donde durante cuatro días permanecieron las menores, esta se encontraba deshabitada, solo con un colchón en el interior, donde encontraron condones usados, y restos de estopa con algún solvente, así como de bebidas embriagantes.ENGANCHADAS-copia

La noche de su  desaparición, aprovechando que las habían enviado a dejar el suéter, una de las menores  invitó a su prima a conocer a un “amigo” que había conocido a través de Facebook y éste en compañía de otros dos sujetos, raptaron a las jóvenes y las llevaron hasta una casa en el municipio de Chimalhuacán.

Finalmente el día 05 de febrero, las dos menores fueron encontradas en las inmediaciones del centro comercial Plaza Aragón y fueron canalizadas a las instalaciones de la PGJEM, hasta donde arribaron sus familiares para dar seguimiento a la Denuncia Criminal que cambió a Carpeta de Investigación por el probable delito de rapto con intenciones sexuales y corrupción de menores contra quien resulte responsable.

Fuente: A fondo

Advertisements

¿Qué te parece?