CANCÚN.- La Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales(Semarnat) respondió al tema de la devastación en Malecón Tajamar con una relatoría de hechos en torno a las autorizaciones y permisos que entregó esta instancia desde 2005 para realizar trabajos de desarrollo en el predio que se ubica en una céntrica zona de Cancún.

1908141deca47cbmed

La instancia señaló también que “se tomó conocimiento de la suspensión provisional concedida por el Juez Segundo de Distrito en Quintana Roo, para suspender cualquier acto que implique la ejecución de remoción de cualquier tipo de vegetación, así como el relleno de material pétreo… y para el caso de estar ya concluidas se suspenda el inicio de actividades vinculadas con obras civiles”.

A través de un comunicado, afirmó que las autoridades responsables darán respuesta en tiempo y forma al Juzgado Federal.

El documento indica que la Semarnat, a través de la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental, otorgó en julio de 2005 al Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), la autorización en materia de Impacto Ambiental para las obras y actividades en el Proyecto Malecón Cancún Tajamar.

Asimismo, en materia de Cambio de Uso de Suelo en Terrenos Forestales, la instancia ambiental, través de la Dirección General de Gestión Forestal y de Suelos, autorizó el proyecto en febrero de 2006.
Ambas autorizaciones tienen validez hasta febrero de 2016.

Destaca que la entrada en vigor de la adición al Artículo 60 TER de la Ley General de Vida Silvestre, del 1 de febrero de 2007, que prohíbe la remoción, relleno, trasplante, poda o cualquier obra o actividad que afecte la integridad del flujo hidrológico del manglar, es posterior a las autorizaciones antes referidas.

En noviembre del 2015” un Juzgado Federal determinó dejar sin efectos la suspensión definitiva en contra de la autorización de impacto ambiental otorgada al proyecto, por lo que Fonatur se encontraba en plena posibilidad jurídica de ejecutar las acciones de remoción de vegetación hasta el 8 de febrero del 2016”.

Añade que Fonatur acreditó que los lotes que integran el Plan Maestro de Malecón Tajamar cuentan y cumplen con las autorizaciones en materia de impacto ambiental y forestal emitidas a su favor por las autoridades federal y local correspondientes, así como el rescate de la fauna silvestre.

Por otra parte, desde Madrid, España, donde participa en la Feria Internacional de Turismo (FITUR), Héctor Gómez Barraza, director general de Fonatur afirmó que “hay un estado de derecho en nuestro país y Fonatur se siente muy tranquilo, en este caso muy particular, se desarrolló a través de una Manifestación de Impacto Ambiental”.

En entrevista que concedió a un medio local, el directivo recordó que Malecón Tajamar significó en infraestructura unos 500 millones de pesos y generará una derrama por más de 10 mil millones de pesos.

Gómez Barraza reiteró que han trabajado de acuerdo a la ley y que los inversionistas están respaldados por el estado de derecho. “Es curioso que desde 2000 que inició su planeación, en 2005 que obtuvo la MIA, que está vigente, se desarrolló urbanización y jamás hubo ningún problema…”.

Se confirmó que la Profepa recibió en esta semana ocho denuncias populares presentadas por particulares que se atienden en términos de ley, las cuales piden mayor presencia de inspectores en el proyecto Malecón Tajamar; así como un informe sobre la actuación de esta autoridad en el tema y la remoción de vegetación, entre otras.

Argumentando causas de fuerza mayor, se suspendió la conferencia de prense a la que se había convocado para esta tarde, a la que acudirían Alfonso Flores Ramírez, director general de Impacto y Riesgo Ambiental; Gabriel Calvillo Díaz, subprocurador del Medio Ambiente, y Manuel Mercado Béjar, director Jurídico de Fonatur.

tajamar