Apenas el vehículo -un Ford Focus color rojo- en el que se hallaba junto con su jefe de sicarios, Jorge Iván Gastélum Ávila, alias “El Cholo”, fue rodeado por los federales en la carretera que une Los Mochis con Navojoa, Guzmán se dio cuenta de que su fuga había llegado al final.

Cuando logró alejarse de la zona del tiroteo -donde sacrificó la vida de cinco sicarios a su servicio- y robar un automóvil, “El Chapo” sintió que su raid podría sumar otra fuga milagrosa. Pero luego se vio esposado por tercera vez en su vida. Entonces se resignó y descargó su bronca:

“¡Pinches federales, ya nos ‘gancharon!”

“¡Pinches federales, ya nos ‘gancharon!”, fueron las palabras que oyeron los agentes que le rodeaban y que en los minutos siguientes lo trasladaron aun motel cercano para mantenerlo encerrado en la habitación 51, tomarle una fotografía que ya recorrió el mundo y esperar a que llegaran refuerzos para asegurar la zona.

Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera en la habitación 51 del motel Doux, ya esposado

AFP

Atrás quedaron seis meses de intensas pesquisas en las que la policía mexicana había estado a punto de capturarlo en dos ocasiones. Lo habían localizado en Pueblo Nuevo, estado norteño de Durango, donde en octubre, antes de que lograra huir por una cañada. Fue avistado desde un helicóptero, pero no fue abatido porque iba acompañado de dos mujeres y una niña.

“Las instituciones de seguridad intensificaron las acciones de inteligencia, permitiendo conocer hacia fines de diciembre pasado la intención del delincuente de trasladarse a la zona urbana”, relató la fiscal general de México, Arely Gómez.

“El Chapo” Guzmán fue trasladado a la cárcel del Altiplano

El seguimiento de los integrantes del círculo cercano de Guzmán permitió identificar a un individuo especializado en la construcción de túneles, quien estaba acondicionando varias viviendas en Sinaloa y Sonora.

Así se pudo ubicar un domicilio en Los Mochis, Sinaloa, sobre el que se montó un operativo de vigilancia durante un mes. El viernes 8 de enero de 2016, por la madrugada, la Marina decidió entrar al lugar con el desenlace por todos conocido.

Advertisements