BEIRUT.- Al menos 3 mil 952 personas han muerto en Siria, entre ellas 250 civiles, en catorce meses de bombardeos de la coalición internacional, liderada por Estados Unidos, contra el grupo terrorista Estado Islámico (EI), informó hoy el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

De esas víctimas civiles, al menos 66 eran menores de edad y 44 mujeres.

La mayor masacre de civiles perpetrada por la coalición se produjo la noche de 30 de abril al 1 de mayo pasados, cuando al menos 64 vecinos del pueblo de Bir Mahali, en el norte de la provincia septentrional de Alepo, murieron en un bombardeo de los aviones internacionales.

A esos fallecidos, se suma un prisionero del EI que perdió la vida cuando estaba en cautiverio en una cárcel de los extremistas en Al Mayadín (noreste), que fue bombardeada por la coalición, y un guardia del campo de petróleo de Al Omar.

El recuento de la ONG incluye a un dirigente de los yihadistas, su esposa y sus cuatro hijos, que murieron en un ataque aéreo en Dabiq, en el norte de la provincia de Alepo.

En las filas del EI, los ataques aéreos han causado al menos 3 mil 547 bajas, entre las que hay decenas de sus cabecillas.

mideast_syria_russia_garc_1_0